La obsesión por el cuerpo

Eva Burgos y Marc Alonso, 3ºE

¿Cuál es el límite entre estar delgada y muy delgada? A la vista es difícil de responder, pero la delgadez extrema puede ser sinónimo de un trastorno de alimentación, una enfermedad que ha afectado a una gran cantidad de artistas que han dejado de comer obsesionadas por verse mejor.

Anorexia1

Lady Gaga “anoréxica desde los 15 años”

La cantante fue criticada por haber aparecido “rellenita” en una de sus  giras. De hecho, se llegó a decir que había aumentado 25 libras (11 kilos) debido a que comía frecuentemente pasta y pizza en el restaurante de su padre.

La cantante estadounidense subió a su blog “littlemonsters.com” fotografías donde se muestra en ropa interior. La intérprete, que se ve muy delgada en las imágenes, dijo que desde la adolescencia padece anorexia y  bulimia. Vemos cómo la imagen  impuesta por los medios ocasiona graves trastornos alimentarios también en los famosos.

Demi Lovato “me volví más fuerte y más saludable”

 “Nunca pensé que iba a ser un modelo a seguir. Todo el mundo me hizo un modelo a seguir y yo odiaba eso” dijo la cantante.

Demi explicó a sus seguidores el problema de las adicciones y trastornos que poco a poco comenzaron a tomar el control de su vida. Combatió la depresión severa, trastornos alimentarios (anorexia/bulimia) y la autolesión.

Durante su gira de 2010, con la ayuda de la familia, ingresó en un centro de rehabilitación. Muchos medios dijeron que Demi había decidido asumir la responsabilidad personal por sus acciones y buscar ayuda.

Cuando salió de la rehabilitación hizo la famosa canción “Stay Strong”. El significado de la canción es “permanecer fuerte”. Es una canción donde explica los problemas que había sufrido para que otros no los padezcan.

En un año le ha cambiado la vida: superó la enfermedad y su éxito es indiscutible. La cantante confiesa que no podría haberlo logrado sin la fe en Dios y la ayuda de su familia. “El tratamiento fue un regalo maravilloso que me salvó la vida, me volví más fuerte y saludable”, dijo la cantante.

Anorexia2

Anorexia masculina

 Últimamente los especialistas han detectado un incremento de los casos de hombres que dejan de comer debido a una preocupación exagerada por el cuerpo, probablemente a causa de lo que la gente entiende por belleza actualmente. En esto hay una fuerte influencia de los medios de comunicación que intentan destacar siempre la perfección y relacionarla con el éxito, una imagen bastante atrayente para los jóvenes pero muy engañosa.

 Según los especialistas, la mayoría de los hombres que padecen anorexia han sido gordos o han tenido sobrepeso en la niñez y, aparte, han recibido burlas por ello (“bulling”). El componente emocional es muy poderoso en la adolescencia y hace que los jóvenes sufran anorexia.

 La anorexia masculina, por lo general, empieza en la etapa de la adolescencia, cuando creen que por ser gordos no van a ser aceptados en la sociedad. Sufren también por creer que nadie va a querer ser su pareja, etc… Se comienzan a interesar por las dietas, las calorías y los ejercicios físicos. Luego, debido a este interés, comienzan a controlar lo que comen para lograr bajar de peso. Muchos de los adolescentes que presentan anorexia son muy autoexigentes y perfeccionistas, es por esto que la alimentación acaba por convertirse en una obsesión.

 Jeremy Gillitzer

 El modelo Jeremy Gillitzer murió en Estados Unidos pesando 29 kilos debido a las complicaciones que le causó la anorexia que padeció durante más de 10 años. Se pasó 25 años luchando contra la anorexia y la bulimia. El joven era modelo de profesión y el trabajo le iba muy bien porque tenía el cuerpo bien formado y unos bíceps voluminosos.

Tras una ruptura amorosa cayó en una depresión y el aspecto de Jeremy cambió. Se obsesionó por su físico y hacía rigurosas rutinas de ejercicio mientras comía una  manzana o  un “sandwich” al día. El culto por el cuerpo también afecta a los hombres que moldean su cuerpo a su antojo.

Conclusión

Los medios de comunicación nos imponen un estereotipo de chico y chica que tiene que ser delgado/a, alto/a, guapo/a… y por eso muchos adolescentes caen en la anorexia y en la bulimia. Debemos ser críticos con estas influencias y aceptarnos tal y como somos.

Si queremos estar delgados/das tenemos que hacerlo de forma sana para que no afecte a nuestra salud. Por ejemplo, haciendo ejercicio, comiendo de forma  sana; siempre comiendo de todo: carne, pescado, verduras, pasta, etc… También hay que acudir al médico para que nos oriente, ya que cada persona es diferente y las consecuencias de dietas sin control son muy peligrosas. La belleza radica en la diferencia; si todos fuéramos iguales todo sería muy aburrido y no apreciaríamos la verdadera belleza.