Ocho apellidos vascos, la película del año

Julieta Artero López ,3ºD.

 “Ocho apellidos vascos” es una película española dirigida por Emilio Martínez-Lázaro, con guión de Borja Cobeaga y Diego San José, protagonizada por Clara Lago (Amaia), Dani Rovira (Rafa), Carmen Machi (Merche) y Karra Elejalde (Koldo).

El rodaje de la comedia se inició en junio de 2013 y se prolongó durante varias semanas. Aunque algunas escenas se rodaron en Sevilla, cerca del puente de Triana, las principales localizaciones del largometraje se sitúan en el norte de España: Argoitia, el pueblo ficticio donde se desarrolla la trama principal.

Ocho apellidos vascos

El director Emilio Martínez-Lázaro ya es conocido por diversas películas; tras dirigir junto a Francesc Bellmut, Jaime Chávarri  y José María Vallés su primer largometraje, “Pasteles de sangre” , se estrenó en solitario con “Las palabras de Max”  con la que obtuvo el Oso de Oro del Festival de Berlín en el año 1978.  Con “Las 13 rosas” logró catorce nominaciones a los premios Goya en 2007, aunque solo pudo alzarse con cuatro premios, la mayoría técnicos.

 Sínopsis

Rafa es un joven andaluz que no ha salido jamás de su Sevilla natal para conseguir lo único que le importa en la vida: el vino, la gomina y las mujeres. Todo cambia cuando conoce una mujer que se resiste a sus encantos: es Amaia, una chica vasca. Decidido a conquistarla, se traslada al pueblo  vasco en el que vive Amaia. Una serie de malentendidos llevarán al joven sevillano a hacerse pasar por un vasco de pro, con ocho apellidos vascos, y adopta el nombre de Antxon. La trama va enredándose cada vez más para lograr sus propósitos: conquistar a Amaia. ¿Lo conseguirá?. Vedla y saldréis de dudas.

 Opinión

Recomiendo esta película porque rompe los tópicos que tenemos sobre los andaluces y los vascos. Y lo hace de una forma muy entretenida y divertida.  Hay una historia de amor muy romántica entre dos de los protagonistas principales que acaban como acaban todas las comedias. Además nos permite reírnos de nosotros mismos y eso es bueno. ¡Si queréis pasar una tarde entretenida, ya sabéis!.